Tu eres lo que piensas

TueresloquePiensasNo muchos de nosotros somos conscientes de la manera en que nuestros pensamientos influyen en los resultados que obtenemos día a día.

La mayoría seguramente conocemos a una o a más de una persona que puede serultar un ejemplo perfecto de esta afirmación. Un compañero en el trajabo, un vecino, algún conocido…

Una de esas personas que desde que sale de su casa por la mañana no hace más que pensar y llenar su cabeza de pensamientos negativos, adelantándose incluso a lo que todavía no sucede.

– No habla con su jefe sobre ese aumento que creé que se ha ganado… ¿Para qué? Si seguramente ¡se lo va a negar!

– ¿Para qué postularse para el nuevo puesto? No tiene caso, ya que sin ninguna duda se lo darán al consentido del director.

– No le gusta el automóvil que conduce, se cae a pedazos… pero ni en sueños pensar en uno nuevo ¡Imposible!

No… no se puede… que mala suerte…

Esta gente trabaja y gasta mucha energía y tiempo llenando su mente de todas esas cosas y situaciones que no quieren, viven y se rodean de personas similares a ellos. Así que lo más probable es que cuando pase el tiempo y si volvemos a encontrarlos estan en la misma situación, su forma de vida no ha cambiado en nada.

Sé consciente entonces de la importancia que tu forma de pensar tiene en tu manera de vivir, en tus resultados, en tu calidad de vida.

Enfoca tu Tiempo y energía en generar pensamientos de todo eso que SI quieres en tu vida.

Pero lo más importante, trabaja mucho en la actitud, es decir… un buen pensamiento en relación a camprar la casa de tus sueños no es nada por si solo, simplemente un deseo: ¡Toma acción! Ve en busca de lo que quieres, llénate de ideas y razones para lograrlo, y deshecha todos esos motivos que te indican que NO puedes lograrlo.

Es verdad que hay metas más grendes que otras y que de entrada pudieran intimidarte.

Por eso te sugiero comiences con pequeños pasos como ser puntual, sonreir y saludar cada mañana a tus compañeros de trabajo y no llegar con mala cara como lo haces todos los días, hacer con gusto tu trabajo y no estar renegando porque te sientes mal valorado…

Comienza a sumar en lugar de restar y comenzarás a ver los resultados muy pronto, lo que abonará mucho a tu autoestíma y te permitirá avanzar de mejor manera en la dirección que tu quieres, con pasos y metas más grandes.

Hasta pronto. Y por favor no olvides compartir con nosotros tu opinión o los resultados que estés obteniendo.

Gracias, hasta pronto.

Javier Sánchez

 

Leave a Comment

Filed under Manejo del Tiempo Personal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *